Haití

Haití es una república independiente situada en la parte occidental de la isla Española, isla que divide con la República Dominicana. Su población es de ocho millones de personas de las cuales 70% viven en la pobreza y el 50% son analfabetas. La capital Puerto Príncipe es también la mayor ciudad del país. Haití tiene dos lenguas oficiales desde 1987 el francés y el criollo haitianos.

Haití es un país de gran diversidad cultural enriquecida por la influencia de las diferentes culturas de sus pobladores originales los arawak y de aquellos venidos de los países africanos, España, Francia, América, etc. La danza haitiana se acompaña de una música poderosa y supone una experiencia de movimiento única. La cosmología Vudú es un factor influyente. Las danzas y rituales surgen para intentar preservar las formas sagradas y sociales del arte, las costumbres y las creencias, en respuesta a las duras condiciones de trabajo y la vida en esclavitud. La antropóloga y pionera de la danza, la afro americana Catherine Dunham, estudió el vudú y la danza haitiana en general para desarrollar su celebre “Técnica Dunham” ; en 1947 escribió el libro “Las danzas de Haití, su organización social, clasificación, formas y funciones”.

A pesar de todos los obstáculos a los cuales los artistas haitianos deben hacer frente en un país como Haití en donde los artistas no son reconocidos socialmente, la danza contemporánea comienza a hacer su aparición gracias sobre todo a la labor del coreógrafo Jeanguy Saintus, cofundador de la compañía Ayikodanse creada en 1989.

Jeanguy Saintus dirige la escuela Artcho Danse y el Teatro Estudio Dansepyenu. Con la intención de abrir la danza contemporánea a todos Jeanguy Saintus ha iniciado el proyecto Dansepyenu que organiza talleres para jóvenes talentosos sin recursos económicos.

El Estudio Teatro Dansepyenu en Artcho Danse y el espacio cultural Fokal- Fundación Conocimiento y Libertad, son los dos únicos espacios en Haití que programan danza contemporánea y actividades paralelas como talleres de formación e investigación, conferencias, etc.

El espacio Artcho Danse acogió durante el verano de 2007 el Laboratorio Regional de Investigación e Intercambio Coreográfico llamado de el “Cuerpo espejo del tiempo”, que reunió una veintena de coreógrafos de la región caribeña con el objetivo de ofrecer un espacio-tiempo de trabajo, de reencuentro y de intercambio. Esta iniciativa permitió iniciar una reflexión colectiva sobre lo que es en la actualidad la danza contemporánea caribeña. También acogió en 2008 el espectáculo itinerante de las compañías premiadas por la Bienal de Danza Contemporánea del Caribe celebrado en marzo del 2008 en el marco del proyecto Caribes en Creación de la agencia francesa Culturesfrance.

Existen otros espacios como la Academia de la Danza RMT, Centro de danza Jean-Rene Delsoin, el Instituto de Danza Lynn Williams Rouzier, los Ballets Folklóricos de Haití, Haiti Tchaka Danza, Escuela de Danza Joelle Donatien Belot, estas últimas ofrecen únicamente cursos de danza tradicional, jazz y clásico.

Las únicas instituciones que ofrecen algunas ayudas, mínimas, son el Instituto Francés, Fokal – Fundación Conocimiento y Libertad y el SCAC – Servicio de Cooperación y de Acción Cultural de la Embajada de Francia. Por ejemplo el Instituto francés organiza cada año una programación cultural y artística de calidad y apoya el desarrollo cultural por medio de residencias de artistas, ayuda a coproducción y ayuda a difusión. Focal por su lado brinda apoyo a la producción cultural, creación, difusión y al acompañamiento de estudiantes y universitarios en sus proyectos. El SCAC ofrece bolsas y facilita proyectos de intercambio entre Francia y Haití.

Texto de : Mélanie Fréguin y Isabel Ferreira, julio 2009
Con la colaboración de : Jeanguy Saintus

Comentar este artículo